La organización de la justicia en España

martillo justicia EspañaEn mi última entrada, hablé de la composición y las competencias de los órganos jurisdiccionales franceses y ofrecí un esquema y posibles traducciones, en su mayoría tomadas de un trabajo anterior a los últimos cambios legislativos en Francia. Hoy te propongo estudiar la organización de la justicia española desde un enfoque práctico para los fines de la traducción.

 

Demás está decir que no pretendo enseñar nada nuevo a los juristas que lean este blog, pero espero que este análisis desde mi perspectiva de lingüista sirva de muestra del trabajo de investigación que realizamos a diario los buenos traductores jurídicos.

 

Retomemos ahora el esquema de los órdenes jurisdiccionales españoles que incluí en mi artículo anterior.

 

Esquema de los órdenes jurisdiccionales españoles

 

Ahora bien, para poder comprender el ámbito de competencia de cada órgano jurisdiccional, es necesario entender primero la organización territorial de la justicia española:

 

organización territorial de la justicia española

 

Antes de seguir leyendo, ten en cuenta lo siguiente:

– Los municipios, las provincias, las comunidades autónomas y el Estado coinciden con las divisiones territoriales administrativas, mientras que el partido judicial es una unidad territorial para la administración de justicia que abarca uno o más municipios limítrofes de la misma provincia.

– Los Juzgados de Primera Instancia y los Juzgados de Instrucción son un mismo órgano jurisdiccional que ejerce funciones tanto en materia civil como penal. Suelen encontrarse separados en partidos más grandes y unidos en partidos más pequeños.

– A diferencia de lo que ocurre en inglés y en francés, en español se distingue entre órganos unipersonales (juzgados) y colegiados (tribunales).

 

Ahora sí incluyo a continuación el esquema de los órganos jurisdiccionales que presenté en mi última entrada. En este artículo, como en el anterior, tampoco profundizaré en la definición de cada órgano, sino que me concentraré en su composición y sus competencias, pues es eso lo que nos interesa para los fines de la traducción.

 

Órganos jurisdiccionales del ordenamiento jurídico español

 

Tribunal Supremo: es el órgano jurisdiccional superior en todos los órdenes, menos en materia de garantías jurisdiccionales, de las que se ocupa el Tribunal Constitucional. Tiene jurisdicción en todo el territorio nacional. Está compuesto por cinco salas: la sala primera de lo civil, la segunda de lo penal, la tercera de lo contencioso administrativo, la cuarta de lo social, y la quinta de lo militar. Se encarga, principalmente, de los recursos de casación, revisión y otros extraordinarios que establezca la ley. Sus resoluciones sientan jurisprudencia.

 

Audiencia Nacional: : órgano colegiado con sede en Madrid y jurisdicción en toda España. Se compone de cuatro salas. La Sala de Apelación conoce de los recursos que establece la ley contra las resoluciones de la Sala de lo Penal. La Sala de lo Penal instruye y juzga los delitos que dispone el artículo 65 de la Ley Orgánica del Poder Judicial (LOPJ). La Sala de lo Contencioso-Administrativo conoce, en única instancia, de los recursos contra actos de determinadas autoridades administrativas y, en apelación, de los recursos contra sentencias dictadas por los Juzgados Centrales de lo Contencioso-Administrativo, conforme al artículo 66 de la LOPJ. La Sala de lo Social conoce en única instancia de los procesos previstos en el artículo 67 de la LOPJ.

 

Juzgados Centrales de Instrucción: con sede en Madrid y jurisdicción en toda España, instruyen (investigan) procedimientos cuyo enjuiciamiento corresponda a la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional o a los Juzgados Centrales de lo Penal. También tramitan los expedientes previstos por el artículo 88 de la LOPJ.

 

Juzgados Centrales de lo Penal: con sede en Madrid y jurisdicción en toda España, se encargan del enjuiciamiento (conocimiento y fallo) de causas por delitos cuya instrucción competa a los Juzgados Centrales de Instrucción y que no sean competencia de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional (art. 65, 89 bis LOPJ y art. 14.3 LECrim).

 

Juzgados Centrales de lo Contencioso Administrativo: con sede en Madrid y jurisdicción en toda España, conocen en primera y única instancia de los recursos contencioso-administrativos contra disposiciones y actos de las autoridades públicas nacionales (art. 90.4 LOPJ).

 

Juzgados Centrales de Menores: con sede en Madrid y jurisdicción en toda España, conocen de los delitos de terrorismo cometidos por menores (art. 96 LOPJ y LO 7/2000, de 22 diciembre).

 

Juzgados Centrales de Vigilancia Penitenciaria: con sede en Madrid y jurisdicción en toda España, tienen las mismas competencias que los Juzgados de Vigilancia Penitenciaria, pero en relación con los delitos que sean competencia de la Audiencia Nacional (art. 94.4 LOPJ).

 

Tribunales Superiores de Justicia: culminan la jurisdicción ordinaria del territorio de cada comunidad autónoma y toman su nombre de la comunidad en la que se encuentran. Se componen de tres salas: la Sala de lo Civil y Penal, la Sala de lo Contencioso-Administrativo y la Sala de lo Social. La Sala de lo Civil y Penal conoce, como Sala de lo Civil, del recurso de casación contra resoluciones de órganos jurisdiccionales con sede en la comunidad autónoma, por infracción de normas del Derecho civil, foral o especial propio de la comunidad. Como Sala de lo Penal, conoce de los recursos de apelación contra las resoluciones dictadas en primera instancia por las Audiencias Provinciales. La Sala de lo Contencioso-Administrativo conoce, en única instancia, de los actos de las entidades locales y administraciones de las comunidades autónomas, cuyo conocimiento no esté atribuido a los Juzgados de lo Contencioso-Administrativo, y, en segunda instancia, de las apelaciones promovidas contra sentencias y autos dictados por los Juzgados de lo Contencioso-Administrativo. La Sala de lo Social conoce de los recursos que establezca la ley contra las resoluciones dictadas por los Juzgados de lo Social de la comunidad autónoma. Las resoluciones de los TSJ sientan jurisprudencia sólo en el ámbito de la comunidad autónoma correspondiente. Todas las demás competencias de los Tribunales Superiores de Justicia se establecen en los artículos 73 a 75 de la LOPJ.

 

Audiencias Provinciales: órganos colegiados con sede en la capital de la provincia, de la que toman su nombre. En el orden penal, tienen competencia para juzgar en primera y única instancia los delitos graves, es decir, castigados con penas superiores a cinco años de prisión y a diez años, si es de otra naturaleza. También conocen de los recursos contra resoluciones de todos los órganos unipersonales inferiores (Juzgados de Instrucción, de lo Penal, de Violencia sobre la Mujer, de Menores y de Vigilancia Penitenciaria), salvo el Juzgado de Paz, con sede en la provincia. En el orden civil, conocen de los recursos contra resoluciones de los Juzgados de Primera Instancia, de lo Mercantil y de Violencia sobre la Mujer de la provincia (art. 80 A 83 LOPJ).

 

Juzgados de Primera Instancia: órganos con competencia en el orden civil dentro de los partidos judiciales y que toman su nombre del municipio de su sede. Conocen de los juicios no atribuidos por ley a otros juzgados o tribunales y de actos de jurisdicción voluntaria, entre otros asuntos. también tienen a cargo el Registro Civil del partido (art. 84 y 85 LOPJ). Sus resoluciones pueden recurrirse ante la Audiencia Provincial.

 

Juzgados de lo Mercantil: órganos con sede en la capital de cada provincia que conocen de cuestiones en materia concursal y de las demandas relativas a competencia desleal, propiedad intelectual, propiedad industrial y publicidad, etc. (arts. 86 y 86bis de la Ley Orgánica 8/2003, de 9 de julio, y la Ley 22/2003, de 9 de julio, Concursal).

 

Juzgados de Violencia sobre la Mujer: órganos con sede en la capital de cada partido y que toman su nombre del municipio de su sede. Conocen, en el orden penal, de la instrucción y, en su caso, del fallo de las causas penales relacionadas con la violencia de género y, en el orden civil, de las causas civiles relacionadas.

 

Juzgados de Paz: órganos con sede en los municipios donde no existan Juzgados de Primera Instancia e Instrucción y, a diferencia del resto de los órganos judiciales existentes en España, compuestos por jueces legos, es decir, personas que no pertenecen a la carrera judicial y son nombrados para un período de cuatro años. Conocen en el orden civil, en primera instancia, de asuntos de cuantía inferior a 90 €, excepto los casos a los que, por razón de la materia, se refiere el apartado 1 del artículo 250 de la LECiv. Llevan además el Registro Civil de su municipio. En el orden penal, conocen de algunos procesos por faltas.

 

Juzgados de Instrucción: órganos competentes, dentro del partido judicial, para la instrucción de la mayoría de las causas penales, excepto las que son competencia de la Audiencia Nacional o de los Juzgados de Violencia sobre la Mujer; para el enjuiciamiento de delitos leves que no sean competencia de los Juzgados de Violencia sobre la Mujer y de los Juzgados de Paz, y para los recursos contra las resoluciones dictadas por los jueces de paz de su partido judicial (art. 87 LOPJ).

 

Juzgados de lo Penal: órganos con sede en la capital de provincia que toman su nombre de dicha población. Enjuician las causas por delitos menos graves, es decir, castigados con penas inferiores a cinco años de prisión u otras penas previstas por ley. Conocen de los asuntos instruidos por los Juzgados de Violencia sobre la Mujer. Ejecutan las sentencias en causas por delitos dictadas por los Juzgados de Instrucción.

 

Juzgados de Menores: órganos con sede en la capital de provincia y competentes para conocer de la responsabilidad penal y civil de mayores de 14 años y menores de 18 por la comisión de delitos o faltas.

 

Juzgados de Vigilancia Penitenciaria: órganos con sede en cada provincia y encargados de hacer cumplir las penas privativas de libertad, defender los derechos de los presos y ocuparse de todo lo relativo a los centros penitenciarios.

 

Juzgados de lo Social: órganos con sede en cada provincia que conocen, en primera y única instancia, de pretensiones dentro de la rama social del derecho y en materia de Seguridad Social que no estén atribuidas a otros órganos.

 

Juzgados de lo Contencioso-Administrativo: órganos con sede en cada provincia que conocen de los recursos contra los actos y disposiciones de las administraciones públicas que les atribuye la Ley 29/1998, de 13 de julio.

 

Tribunal del Jurado: órgano colegiado compuesto por nueve jurados y precedido por un magistrado-presidente. Los Tribunales del Jurado pueden constituirse en la Sala de lo Penal del Tribunal Supremo, en los Tribunales Superiores de Justicia y en las Audiencias Provinciales. Tienen competencia para el enjuiciamiento de los delitos del artículo 1 de la Ley Orgánica del Tribunal del Jurado (LOTJ).

 

Terminado este brevísimo repaso de la organización de la justicia española, te propongo que vayas a mi artículo anterior y que compares ambos esquemas descargables de los órganos jurisdiccionales franceses y españoles para ver las diferencias.

 

¿Qué tal te ha parecido este artículo? ¿Lo has encontrado útil? A mí me ha encantado tener la oportunidad de repasar este tema contigo y será un placer leer tus comentarios.

 

¡Hasta la próxima!

 

Fuentes:
Fernández Martínez, Juan Manuel. (2012) Diccionario Jurídico. Pamplona: Ed. Aranzadi.
Ley de Enjuiciamiento Criminal. En línea. Disponible en: http://noticias.juridicas.com/base_datos/Penal/lecr.html
Ley Orgánica del Poder Judicial. En línea. Disponible en: https://www.boe.es/buscar/act.php?id=BOE-A-1985-12666&b=127&tn=1&p=20100728#aochentayocho
Ley Orgánica del Tribunal del Jurado. En línea. Disponible en: https://www.boe.es/buscar/doc.php?id=BOE-A-1995-12095